Mos Movem: «El Gobierno de las Islas Baleares usa el catalán para rematar el sistema sanitario»

Es de sobra conocido que tanto cuestiones laborales como salariales del personal sanitario en España hacen que muchos profesionales salgan al extranjero en busca de trabajos mejor recompensados.




En Baleares esta situación se agrava por las condiciones intrínsecas a la insularidad; es decir, el tamaño de las islas, la distancia con la península, el coste del transporte, el coste de la vivienda ligado a la estacionalidad y al turismo, entre otras. En consecuencia, las dificultades de las islas para atraer profesionales y retenerlos son extremas.

Complicando esta situación, en marzo de 2018 el Gobierno de las Islas Baleares reguló por decreto la obligatoriedad del conocimiento de catalán (no el mallorquín, menorquín e ibicenco) para trabajar en la sanidad pública, siempre que aspiren a mejoras en la carrera profesional. El impacto no se hizo esperar y sólo hasta el verano resultó en la pérdida de 25 médicos en las tres islas.

En mayo 2018 la Delegación del Gobierno (PP) en Baleares llevó a los tribunales la exigencia del catalán en la sanidad como requisito. Antes de cerrar el año, tras la reunión de Sánchez con Torra en Barcelona y en connivencia con el gobierno del Pacto de Baleares (PSOE y los econacionalistas de Més), no nos sorprendió la noticia de que el Gobierno de España (PSOE) abandonaba el recurso iniciado por el PP contra el decreto del catalán. Resumiendo, en Baleares el catalán continúa siendo más importante que la excelencia profesional para ejercer la profesión sanitaria.

Está más que claro que las actuaciones del PSOE tanto a nivel de gobierno nacional como balear responden a decisiones de tipo político, única y exclusivamente. En el contexto sanitario balear la lengua NO es un problema. Los baleares estamos acostumbrados a utilizar nuestra lengua cuando hablamos entre nosotros y el español, nuestra lengua común, cuando nos comunicamos con otra persona de fuera. Actualmente, incluso muchos usan el inglés o alemán para atender a extranjeros. Los médicos de nuestros centros de salud confirman que la comunicación médico-paciente es muy buena, tanto con los locales como con la población de paso, como no podía ser de otra manera.

Es un auténtico despropósito que el Gobierno de la Sra. Armengol abuse de nuestra condición de insularidad para comprometer la asistencia sanitaria al extremo que lo está haciendo. ¿Qué hay detrás? Un proyecto con distintas caras: limpieza lingüística, a modo de la limpieza étnica ejercida tristemente en tantos países a lo largo de la historia y eliminación de las lenguas y cultura baleares. Este proyecto tiene además unos objetivos exclusivos, o sea la alineación con los planes independentistas de Cataluña o la construcción de los imaginarios países catalanes junto a la ridícula pretensión del presidente Sánchez de hacer de España una nación de naciones.

La actitud de menosprecio de los gobiernos de Armengol y Sánchez nos reduce a ciudadanos de segunda. Mos Movem seguirá denunciando los atropellos del gobierno que impide el acceso al sistema sanitario de calidad al que tenemos derecho con nuestros impuestos.

Comentarios Facebook
Publicado en Local.
Alguna publicidad valiente y la ayuda desinteresada de muchos lectores como tú han hecho posible esta noticia. Conoces nuestra línea editorial, quizás políticamente incorrecta pero comprometida con la identidad balear, la unidad de España y Europa. No es fácil ni es barato sostener un medio de comunicación que beba de estos postulados, siempre contra los más poderosos. Por eso te pedimos que nos ayudes con una aportación, que formes parte de nuestra familia, que ayudes a que sigamos incordiando al Poder. Puedes hacerlo de varias maneras. Y tú ¿Eres balear? infórmate aquí.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.