Doce entidades pedirán a los ayuntamientos de Mallorca que declaren la emergencia climática



Grupos ecologistas, sindicatos y asociaciones constituyen la Alianza para la Emergencia Climática. Piden la reducción a cero de las emisiones de gases de efecto invernadero para el 2040. Califican de «positivos pero insuficientes» los actuales esfuerzos de descarbonización. Piden que las emisiones queden por debajo de las de 1990 en una década y subrayan la responsabilidad de los ayuntamientos para evitar o paliar la «catástrofe».





Los principales grupos ecologistas de Mallorca (Amigos de la Tierra, Extinction Rebellion, Greenpeace, GOB, Juventud por el Clima – Fridays for Future, Movimiento Ecolocal Mallorquín MEM, Plataforma antiautopista y Terraferida) y otras asociaciones y sindicatos (CGT, Entrepueblos, Somos Sindicalistas y Attac-Mallorca) han constituido este sábado, día 31 de agosto, la Alianza para la Emergencia Climática en Mallorca. La primera acción de la Alianza ha sido dirigirse a los ayuntamientos de la isla para pedirles que aprueben una Declaración de Emergencia Climática que, entre otros, suponga el compromiso de reducir al máximo las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) con efecto inmediato con la meta de alcanzar un balance cero emisiones de GEI no más tarde de 2040, a ser posible antes de 2035, y la reducción en 2030 de 65% de emisiones de estos gases respecto a las de 1990. Los miembros de la Alianza instan a los municipios a «incorporar y desplegar de manera inmediata la nueva Ley 10/2019 de cambio climático y transición energética» pero les piden que vayan más allá y adopten medidas concretas y urgentes en materia de desclasificación de suelos urbanizables, contención de la movilidad, protección del suelo rústico y fomento de la agricultura ecológica.

La moción que la Alianza para la Emergencia Climática presenta a los ayuntamientos recuerda que «está en el límite del punto de no retorno en cuanto al cambio climático». Y recuerda a los ayuntamientos que «no responder ante la crisi supondría la muerte de millones de personas, además de la extinción irremplazable de especies imprescindibles para la vida en la Tierra». «El estado de emergencia» dice la moción que la Alianza eleva los consistorios «implica redirigir todos los recursos de los ayuntamientos para encarar la crisis climática y sus problemas asociados».

La moción establece «la necesidad de planificar un escenario económico de post-crecimiento» porque «la vida económica del municipio no puede fundamentarse en un crecimiento económico ilimitado» ni en un «incremento constante del consumo de energía que compromete gravemente el futuro de la civilización «. Si bien existe un Pacto de Alcaldes y Alcaldesas desde 2008 impulsado desde instancias europeas y que ha sido reactivado en 2018 bajo la coordinación del Consell de Mallorca, los miembros de la Alianza para la Emergencia Climática confiesan un escepticismo de alarma ante lo que nos parecen algunas insuficiencias de este marco de actuación y ante la posibilidad de que pueda enmascarar la necesidad de actuar con carácter de emergencia y transmitirlo claramente a la ciudadanía desde todas las instancias de la administración pública.

Comentarios Facebook
Publicado en Local.
Alguna publicidad valiente y la ayuda desinteresada de muchos lectores como tú han hecho posible esta noticia. Conoces nuestra línea editorial, quizás políticamente incorrecta pero comprometida con la identidad balear, la unidad de España y Europa. No es fácil ni es barato sostener un medio de comunicación que beba de estos postulados, siempre contra los más poderosos. Por eso te pedimos que nos ayudes con una aportación, que formes parte de nuestra familia, que ayudes a que sigamos incordiando al Poder. Puedes hacerlo de varias maneras. Y tú ¿Eres balear? infórmate aquí.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.