Cartas al director: Tengo pánico a la profesora catalana de mis hijos

Autor: Anónimo 




Seguramente os parecerá una locura, aunque es una situación complicada y preocupante, ya que de ella depende en gran medida el día a día de mi tesoro más preciado, y no puede ser otra cosa que mis hijos. Y no solamente es el día a día, las notas, cuando han sido fantásticas durante varios años, han caído en picado en las asignaturas que dicha señora le enseña. Además, da la casualidad de que son las únicas en las que ha bajado aparentemente su rendimiento escolar.

Podría dar algunos datos peliagudos del Centro, pero mi temor llega hasta el extremo de no dar pistas sobre él, ya que las consecuencias seguramente no se harían esperar, aunque simplemente me centraré en el sentimiento de pavor que me procesa dicha docente y las supuestas causas de dicha animadversión.

Mi marido y yo hemos asistido a varias manifestaciones y actos realizados por entidades balearistas, en una de ellas les compramos unas pulseras con la bandera de Mallorca y los ponentes explicaban las diferencias entre el mallorquín y el catalán. A nosotros nos gustaría que nuestros hijos conozcan la verdadera lengua de sus abuelos y sus padres, de hecho, cuando realizamos tareas de la escuela en catalán les mostramos las diferencias entre las palabras catalanas y mallorquinas.

En una de sus clases de ciencias sociales la profesora preguntó a mi hija ¿Cuántas lenguas hay en España? Mi hija le contestó: castellano, vasco, gallego, catalán, valenciano y mallorquín, a lo que la profesora le contestó seriamente “el mallorquín no es una lengua”. Desde ese día algo cambió en dicha señora, y continuamente solicita que vayamos a hablar con ella, hasta el punto de amenazarnos con sacar a nuestros hijos media hora antes que el resto de alumnos “si no pagamos” la supuesta donación voluntaria mensual que rige como norma del Centro. Y creo que ahí ya he dado demasiadas pistas y un sudor frío empieza a hacerme encogerme y hacerme pequeña. Hasta ese punto llega este terrorífico sentimiento.

Sé que no soy la única que tiembla cuando pasa junto a ella, evidentemente, tanto los niños, como los padres, sabemos que es la profesora más severa del centro. Siempre con esa cara de pocos amigos y aparentemente enfadada con el mundo, infunde una paralización de todos tus sentidos si se te queda mirando fijamente. También, creo que no es normal tener este pánico hacia un profesor al que le estás dando en custodia a lo más preciado que tienes en la vida, tendrías que tener la confianza de que no les van a hacer pasar un mal rato en la escuela por pensar diferente a la ideología de una profesora. Eso es lo que hacen muchos padres, esconder su ideología política y en ocasiones sumarse a manifestaciones en las que no creen por miedo a las represalias del colectivo que debe educar a nuestros hijos.

Con esta carta, sé que no voy a conseguir nada positivo, y la situación es tan paranoica que me da la impresión que he dado demasiadas pistas para que me descubran, aunque me gustaría que algún politico se tomara en serio el tema del adoctrinamiento en las aulas de Baleares.

Comentarios Facebook
Publicado en Opinión.

5 Comentarios

  1. Pues creo que seguirles la corriente es lo peor que podéis hacer en todos los sentidos y principalmente por vuestro hijos, porque aprenderán que hay que mentir y eso sería horrible. Y si sabes que hay más padres en esa situación uniros y denunciar, eso les valdría también a vuestros hijos, les enseñaríais que hay que luchar, y más cuando son causas justas

  2. Que se junten en una asociación de padres damnificados y la denuncien, le abran expediente y no pueda ejercer en mucho tiempo. La unión hace la fuerza.
    Ánimo, esto esrá empezando a despertar ❤

  3. Avanzan con fuerza….no entiendo como los balearistas que sabotearon…la manifestacion ciudadana del 5N(en defensa de la Costitucion y la cultura balear) recuriendo a la difamacion y el acoso….no tengan C…de hacer lo mismo con esta gentuza…contra el Movimiento 2S se empleadon a fondo.A estos catalanazis solo los paran con ruido en la calle, eso es lo que estan haciendo en Valencia. En Baleares mucho hablar y nada.

  4. Vivimos una situacion parecida el año pasado en el colegio, el problema fue que solo nosotros nos quejabamos, los demas decian que todo estaba bien. Que un alumno de x años no quiera ir al colegio porque tiene miedo de un profesor, no es normal. Y por mucho que diga que no hace nada la conselleria, no es cierto. Nosotros conseguimos y mucho. No puedo dar detalles pero lo conseguimos, con las consecuencias de que algunos padres (la mayoria de la clase) nos dejaran de hablar.

  5. Yo la comprendo perfectamente, es fácil opinar, pero cuando se pasa por una situación así, en la que los perjudicados pueden ser tus hijos es difícil tomar decisiones que finalmente sean peores para ellos, cambios de escuela, problemas con el resto de padres o represalías de otros docentes e incluso del centro. No se puede dejar la responsabilidad a los padres, es el Ministerio de Educación quien debe revisar todos estos comportamientos tan dañinos para la educación

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *